Esquí, compras y naturaleza en los Alpes Japoneses

, , Comentarios cerrados

esqui

Con más de 600 estaciones de invierno en todo el país, el esquí es toda una tradición en Japón. Los aficionados a este deporte pueden combinar esquí, compras y tradición en los Alpes Japoneses, unas montañas algo más bajas que su versión europea y que pese a los estragos del cambio climático en los últimos años son uno de los lugares del mundos que nunca defraudarán a los esquiadores.

Empezamos en la estación de Karuizawa, próxima a Kanazawa, una de las más llamativas. Las pistas de esta enorme -y elitista- estación se extienden por las colinas boscosas que rodean un outlet. No falta ninguna gran marca en las tiendas de este centro comercial de galerías porticadas que se ha consolidado como referente en las guías turísticas y recibe una gran cantidad de japoneses que van tanto a comprar como a esquiar.

A partir del 14 de marzo la ciudad de Kanazawa estará unida en algo más de una hora a Tokio gracias al tren bala, así que se espera un aumento de turistas en sus pistas de esquí. Los amantes de la cultura japonesa no deben perderse el distrito de Higashi Chaga -el de las gheisas- ni el barrio de Nagamachi -el de los samurais- donde nos encontraremos con el jardín de la casa del samurai Nomura, uno de los tres jardines más bonitos de Japón.

Seguimos en los Alpes Japoneses, en la isla de Honshu, pero ahora estamos en Shirakawa-go, en la prefectura de Gifu. Está en el fondo de un valle, totalmente aislada; y para llegar hasta este pueblo hay que invertir una hora y media en coche desde Taganawa a través de los Alpes. Vale la pena, aunque solo sea por acercarnos al mirador de Shiroyama, que en su día fue declarado Patrimonio de la Humanidad.

Acabamos en Jigokudani Yaen-Koen, muy cerca de Nagano, la ciudad que albergó los Juegos Olímpicos de Invierno en 1998. Además de practicar deportes de invierno, nos podemos acercar al onsen (termas) donde viven los macacos japoneses. Junto a Virunga (República Democrática del Congo) es el único lugar del mundo donde encontramos gorilas de montaña, con los que incluso se puede establecer contacto físico.

Como hemos visto, las opciones de esquí en Japón van mucho más allá de deslizarse por las magníficas pistas que encontramos en el país. Seguramente, una de las cosas que más nos sorprenda es la juventud de muchos de los esquiadores, lo que ayuda a comprender la prolífica cantera de deportistas de invierno japoneses, y el éxito del snowboard, que en España retrocede poco a poco tras unos años de gran esplendor.

Más información: Ocholeguas

Foto: Simon