El Tropicana se prepara para el retorno de los estadounidenses

, , Comentarios cerrados

tropicana

La Nochevieja de 1939 abría en La Habana el Tropicana, que con tres cuartos de siglo a sus espaldas sigue siendo uno de los destinos más atractivos de la capital cubana. No es fácil seguir siendo uno de los puntos de peregrinación de todo el turista que llega a la isla, pero el cabaret lo ha conseguido. Ahora, se le abren nuevas expectativas ya que el Tropicana se prepara para el regreso de turistas estadounidenses a Cuba.

Situado en una antigua finca del barrio de Marianao, el Tropicana es un cabaret al aire libre, rodeado por una exuberante vegetación tropical con un espectáculo donde los ritmos cubanos como el chachachá, el mambo, la guaracha, la rumba o los ritmos africanos se fusionan con el jazz latino, la música española y brasileña o la samba. Si no quieres perderte el espectáculo del Tropicana contrata con Rumbo tu viaje a Cuba online.

Nada más abrir sus puertas, el Tropicana se convirtió en uno de los lugares preferidos de toda América, y estrellas del espectáculo como Ava Gardner, Marlon Brando o Nat King Cole estaban entre su público habitual. La vedette Josephine Baker, la cantante Celia Cruz o Rita Montaner son algunos de los artistas que pasaron por el Tropicana, reconvertido en un cabaret-casino que también frecuentaban los mafiosos estadounidenses.

Sin embargo, el triunfo de la Revolución Cubana y la llegada de Fidel Castro al poder tras acabar con la dictadura de Fulgencio Batista dieron paso al embargo estadounidense y al fin de su presencia en el cabaret. Españoles, alemanes, ingleses, rusos, brasileños, argentinos, mexicano o canadienses conforman el público actual de un Tropicana al que en temporada alta acuden entre 500 y 800 personas cada noche para disfrutar de la apasionante noche cubana.

Además del público, durante estos 75 años también ha cambiado mucho el espectáculo que se ofrece. 50 bailarines, 40 modelos, una orquesta de 25 músicos en vivo y 11 cantantes solistas conforman un equipo artístico en el que todos los artistas cuentan con formación académica especializada. Además, las coreografías y acrobacias tienen una gran dificultad técnica.

Ahora que por fin Cuba y los Estados Unidos han anunciado la normalización de las relaciones entre ambos países y que Washington ofrecerá más facilidades para viajar a la isla caribeña, la llegada de público norteamericano al Tropicana será pronto una realidad. Mientras, los artistas los esperan para enseñarles su arte, un arte que también se puede disfrutar en Santiago de Cuba y Varadero, donde encontramos réplicas del Tropicana.

Vía: La Vanguardia

Foto: dariorug